null El Gobierno de Asturias recibe diez mil solicitudes de ayudas del pequeño comercio, que aspiran a 19,6 millones del fondo covid
04 de marzo de 2021
  • El plazo de presentación telemática de peticiones para este sector y otros servicios asimilados finalizó ayer

  • Las convocatorias para las actividades culturales y deportivas continuarán abiertas hasta mañana

El Gobierno de Asturias ha recibido 10.024 solicitudes a la convocatoria de ayudas destinadas al pequeño comercio y otros servicios asimilados con cargo al fondo covid recogido en los presupuestos para apoyar a los sectores económicos más afectados por la pandemia. El importe que suman las peticiones, procedentes de 9.942 establecimientos, alcanza los 19.633.500 euros.

Por sectores, los negocios de peluquería y tratamientos de belleza han presentado el 26,4% de las solicitudes, los taxis el 12%, las tiendas de ropa el 10,3%, otros comercios de venta al por menor no especializados el 6%, los concesionarios el 4%, los locales de muebles e iluminación el 3,5%, las ferreterías y tiendas de pintura el 3,3% y los establecimientos de textiles el 3,1%.

 

El plazo para presentar las peticiones telemáticas a esta convocatoria, dotada con 21,7 millones, finalizó ayer, miércoles. Ahora se iniciará la tramitación correspondiente para proceder, con la mayor celeridad posible, al pago de aquellas que cumplan los requisitos.

 

Además del comercio mayorista y minorista, podían solicitar estas ayudas profesionales del taxi, peluquerías, concesionarios de vehículos y empresas de alquiler, transportistas, fotógrafos, autónomos dedicados a la venta en mercadillos y elaboradores de sidra y de quesos, entre otros sectores.

 

Las subvenciones, que oscilan entre los 1.500 y los 9.000 euros, se distribuyen en tres bloques en función de las restricciones a las se ven sometidas las diferentes actividades económicas. Dentro de cada bloque se definen igualmente ayudas crecientes según el número de trabajadores: sin asalariados, de 1 a 4 trabajadores, de 5 a 9  y más de 10 empleados, con un límite de 249, al tratarse de pequeñas y medianas empresas.

 

  • Bloque 1. Permitirá apoyar a autónomos y pymes de actividades cerradas por resolución del Principado o de facto -al no poder desempeñar su trabajo- y que se prevé se mantengan clausuradas durante buena parte del periodo que resta hasta el final del estado de alarma. Los pagos oscilan entre los 4.500 euros para profesionales sin asalariados, hasta los 9.000 para aquellos que cuenten con 10 o más trabajadores.
  • Bloque 2. Abarca actividades con limitaciones severas y sectores que sufren cierres intermitentes por la pandemia. Las ayudas también son graduales: comienzan con 3.000 euros para negocios sin asalariados y se incrementan hasta 6.000 para los que cuenten con 10 empleados o más.
  • Bloque 3. Actividades afectadas por restricciones, aquellas que aun manteniendo la actividad ésta se ve reducida por la aplicación de las medidas frente a la pandemia. Las cuantías oscilan entre los 1.500 y los 3.000 euros.

Estas cuantías se verán incrementadas en función del número de establecimientos que regente la persona o entidad beneficiaria del siguiente modo: dos establecimientos, cuantía única de 2.000 euros; tres o cuatro locales, cuantía única de 3.000 euros; cinco o más establecimientos, cuantía única de 4.000 euros.

 

Varias líneas de ayudas

El Gobierno de Asturias cerró el pasado sábado la convocatoria correspondiente al turismo y la hostelería, para la que se recibieron 8.284 solicitudes que optan a 37.522.500 euros del fondo de rescate. Además, mantendrá abiertas hasta mañana, viernes, las líneas dirigidas a actividades deportivas, dotada con 3.545.500 euros, y culturales, con un presupuesto de 3.501.000 euros.

 

El fondo covid recogido en las cuentas regionales para 2021 está dotado con cien millones, que se agotará en dos tandas de ayudas: la primera, de mayor alcance, es la que ya está en marcha, por una cuantía de 74 millones; y otra posterior, que se pondrá en marcha a lo largo del primer semestre, para dar respuesta a las nuevas necesidades que puedan ir surgiendo en función de la evolución de la pandemia.

 

Estas ayudas irán con cargo a los recursos adicionales aportados en calidad de apoyo a la recuperación para la cohesión y los territorios de Europa (REACT-EU), concretamente, a los vinculados al programa operativo 2014-2020 del Fondo Social Europeo (FSE).