null Educación apela a la prudencia y a cumplir las normas sanitarias “tan bien como hasta ahora” ante la reanudación de las clases
07 de enero de 2021

•    El alumnado de Infantil, Primaria, Secundaria, Bachillerato y FP retoma mañana el curso después de las vacaciones navideñas
•    El Gobierno de Asturias continúa trabajando para que la pandemia tenga el menor impacto posible en el ámbito educativo

Los centros educativos de Infantil, Primaria, Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional del Principado reanudan mañana la actividad lectiva tras el parón de las vacaciones navideñas. Por ello, la Consejería de Educación ha realizado un llamamiento a la prudencia para no bajar la guardia durante el segundo trimestre del periodo lectivo ante las medidas de seguridad impuestas por la pandemia sanitaria

“Animo a toda la comunidad educativa a seguir cumpliendo las normas tan bien como hasta ahora”, ha manifestado la consejera de Educación, Carmen Suárez. La titular del departamento ha querido transmitir un mensaje de esperanza a la comunidad educativa. De este modo, ante el regreso a las aulas, ha aprovechado para  “agradecer el esfuerzo del alumnado, profesorado, y personal de servicios en el seguimiento de unas medidas higiénicas que, como nos dicen los datos, han sido eficaces y han conseguido mantener nuestras aulas como espacios en los que ha circulado poco el coronavirus”.

El Gobierno de Asturias continúa trabajando para que la crisis sanitaria tenga el menor impacto posible en el ámbito educativo, pues el objetivo de la consejería “siempre ha sido mantener un sistema de enseñanza pública de calidad y con todas las garantías posibles de seguridad en un contexto de pandemia que aún no ha finalizado”, ha recordado la consejera.

Recomendaciones  

Las autoridades educativas y sanitarias instan al alumnado, especialmente a partir de los 15 años, a restringir en la medida de lo posible los contactos sociales para frenar la propagación del virus. Asimismo, recomiendan a las familias una vigilancia activa del estado de salud del alumnado y de las personas con las que convivan, especialmente si son mayores o con enfermedades crónicas.

Además, apelan al cumplimiento con rigor de las medidas de protección por parte de toda la comunidad educativa: lavado frecuente de manos con jabón, uso correcto de la mascarilla, mantenimiento de la distancia interpersonal de, al menos, metro y medio, ventilación de los espacios cerrados y el resto de recomendaciones para frenar la trasmisión del virus.