null Barbón garantiza que Asturias priorizará la enseñanza presencial el próximo curso
14 de julio de 2020

El presidente del Principado destaca que su Ejecutivo apuesta por la vuelta física a las aulas en sintonía con el sentir de las familias. “La asistencia a clase se hará con todas las medidas de seguridad que se establecen para el conjunto de la población para evitar contagios”

El presidente del Principado, Adrián Barbón, ha garantizado hoy que su Ejecutivo priorizará la enseñanza presencial el próximo curso para dar respuesta a las demandas de las familias asturianas. “Debemos partir de una premisa, que es lo que quieren las familias: que sea presencial. Y así será. Frente a otras comunidades autónomas, Asturias lo hará así: todos a clase”, ha explicado en sus redes sociales.

Tras la presentación ayer de la propuesta organizativa del curso escolar 2020-2021, Barbón ha resaltado que si bien “otras comunidades autónomas combinan las clases presenciales con telemáticas al objeto de no tener que contratar más profesores, nosotros hemos decidido que todo el dinero que recibamos del fondo extraordinario en materia educativa, vaya a la Educación”.

La nueva organización supondrá la contratación de otros 400 docentes, al fijarse la ratio máxima de alumnos para este curso extraordinario en 20 alumnos hasta cuarto de primaria -ahora son 25.

Para Barbón, se trata de un esfuerzo económico “considerable” destinado al ámbito educativo “que no todas las comunidades van a hacer”, y que se suma al realizado en fechas recientes, con la contratación hace un año de casi 500 profesores más al bajar las horas lectivas de 21 a 18 horas; la reposición anual de jubilaciones o el esfuerzo de mantener escuelas rurales abiertas con 4 alumnos.

Respecto a las propuestas para que “contratemos miles de profesores más” y “sumemos cifras entre 150 y 200 millones de euros más este curso”, el presidente considera que “no es posible” debido a situación financiera actual, de menores ingresos públicos y mayores gastos extraordinarios, que va a ser necesario seguir afrontando en los próximos meses, especialmente en materia sanitaria..

Barbón recuerda que la crisis sanitaria no ha terminado y por ello, precisa que “la asistencia a las clases se hará con todas las medidas de seguridad que se establecen para el conjunto de la población, reforzándolas aún más, pero sin renunciar al carácter presencial de las clases”.