null Barbón: “Deberíamos nombrar a todas las víctimas para prometerles que sabremos honrarles”
10 de julio de 2020
  • El presidente del Principado preside el memorial el recuerdo a las personas fallecidas durante la pandemia sanitaria

El jefe del Ejecutivo autonómico, Adrián Barbón, ha presidido hoy el memorial en recuerdo de las personas fallecidas en Asturias por la COVID-19. “Deberíamos nombrar una por una todas las víctimas para decirles que estamos aprendiendo, que hemos entendido que todos dependemos de todos y prometerles que sabremos honrarles con la memoria que merecen, que Asturias, su patria y la nuestra, no les olvidará”,  ha proclamado el presidente durante el acto organizado por el Gobierno de Asturias en el exterior del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA), al que han asistido diferentes autoridades  del ámbito político, judicial, militar, eclesiástico, económico y cultural de la región.


Durante su  intervención, el jefe del Ejecutivo ha insistido en que el recuerdo colectivo es un “deber moral con nuestras amistades, con nuestros padres y nuestras madres; en especial, estamos en deuda con nuestras personas mayores  porque la enfermedad ha buscado el luto entre las más débiles, persiguiéndolas hasta las residencias que son sus hogares, sus lugares de vida”. En el sobrio acto, Barbón también ha recordado que “somos nosotras y nosotros quienes tenemos ahora que hablar, construir, levantar como ellos antes hicieron”.


El presidente ha tenido ese recuerdo especial para  los abuelos y abuelas de Asturias porque fueron “sus manos viejas y esforzadas las que edificaron la Asturias que hoy disfrutamos. Sé que los mios güelos nun me diben perdonar que nun supiera honrar los mayores, intentar siquiera tar a la so altura. Pa qué diba valir, si non, tar güei equí falando al aire, dicir palabres fríes de piedra, si nun fuéramos quién, si nun demostráramos el valor de lloralos. Los asturianos tenemos, tuvimos siempre, como seña d'identidá, el respetu y el reconocimientu constante a los nuestros mayores como auténticu patrimoniu de lo que somos. Tenelos na nuestra acordanza y honralos ye un deber al tiempu qu'un arguyu”.


Tras las palabras del presidente, la periodista Mily Cimadevilla ha procedido a la lectura de un poema homenaje escrito por Carmen Yáñez, viuda del escritor chileno afincado en Asturias, Luis Sepúlveda, primer contagiado de coronavirus en el Principiado y fallecido por la enfermedad. El acto ha concluido con un minuto de silencio y la colocación de un ramo de rosas blancas al pie del Tejo de la Memoria, una especie asociada al mundo rural asturiano y al ciclo de la vida y la muerte. El gaitero Pablo Carrera ha interpretado La marcha d’Anton, el neñu, una marcha fúnebre asturiana, y el himno de Asturias. 
 

Documentación

Galería de imágenes