null Adrián Barbón: “Si tuviera competencias, establecería controles mucho más exhaustivos y cierre de fronteras con lugares en los que haya un brote”
08 de julio de 2020
  • El presidente del Principado incide en la importancia de detectar rápido los positivos y actuar sobre los contactos estrechos para evitar contagios de coronavirus
  • El jefe del Ejecutivo destaca que el Gobierno inspeccionará todas las residencias, públicas y privadas, lo que evidencia la preocupación por las personas mayores

El presidente del Principado, Adrián Barbón, ha afirmado hoy que, “si tuviera competencias, establecería controles mucho más exhaustivos y habría cierre de fronteras con aquellos lugares en los que en estos momentos hay un brote o están en una situación epidemiológica mucho más compleja” que Asturias.


El jefe del Ejecutivo, que ha realizado estas declaraciones en una entrevista a la cadena COPE, ha recordado las críticas que recibió tras haber afirmado que consideraba una temeridad que algunas comunidades autónomas transitaran de fase 2 a la nueva normalidad sin pasar por la fase 3. “Eso se llama prudencia y rigor; y lo contrario es lo que estamos viviendo. Que se han reactivado los brotes de una forma mucho más rápida. Y es curioso que aquellos que tanto criticaron el estado de alarma ahora puedan estar viendo la necesidad de declarar otro estado de alarma”, ha manifestado.


En relación al positivo en coronavirus registrado ayer en Asturias, el presidente ha señalado que el hecho de que este varón se haya aislado tras regresar de Cataluña y tener los primeros síntomas, facilitará que se evite la expansión del virus. En este sentido, ha insistido en que, en caso de padecer síntomas compatibles con la COVID-19, hay que ponerse de inmediato en contacto telefónico con el centro de salud. “En el contexto actual, lo importante es detectar rápidamente los brotes y actuar sobre los contactos estrechos para impedir que se convierta en algo incontrolado”.


Barbón también ha destacado que el Gobierno inspeccionará todas las residencias, públicas y privadas, lo que muestra la preocupación del Principado por las personas mayores. No obstante, ha subrayado que los geriátricos privados “lógicamente tienen que cumplir con los protocolos sanitarios que se establecen y asumirlo como una parte más de los costes para poder ejercer su actividad”.

Enlaces relacionados